Aspectos históricos de final del siglo XIX

Periodo inquietante para España en el que se auguraban malos tiempos. Ello comenzó en diciembre de 1892, con el llamado gabinete de altura presidido por el jefe liberal, D. Práxedes Mateo Sagasta, que vino a sustituir tras año y medio de gobierno conservador a D. Antonio Canovas del Castillo, situación que originó la disolución de las Cortes y otros desórdenes. Como era lógico, lo que ocurría en el país se extendía por todo el territorio, Sástago tenía dos tendencias claras: el partido conservador constituido por los más pudientes y el liberal integrado por trabajadores, obreros, artesanos y los menos afortunados que eran sin duda la mayoría.

Pero la finalidad era presionar a la nobleza para cambiar las normas del diezmo que regía desde la carta de población de 1614, considerándolas arcaicas y pasadas para la época que se aproximaba al siglo XX.

Aun cuando se reconocía un avance dado en la escritura de Concordia del 20 de octubre de 1851, este no se adaptaba a los nuevos tiempos.

Los diezmos o pagos al Sr. Conde, seguían la linea que a continuación se cita: En la huerta de seis a uno.

De uvas de ocho a uno, de olivas lo mismo, de ocho a uno.

De azafrán aderezado de doce a uno y de corderos de ocho a uno.

En Menuza, por uvas, pasas e higos que se cogiesen, se pagaba de seis a uno.

Así mismo se aplicaba a los cañizos que se hicieran de las cañas del soto.

Y por supuesto el derecho de la seda de cada siete libras una era para el señor.

Como es sabido la hoja de la morera es el alimento esencial del invertebrado bombix mori que forma un capullo, con la crisálida de una hebra flexible de naturaleza proteica. En años buenos se llegaron a cosechar en Sástago 1300 Kilos que suponían unos interesantes incentivos económicos para aquellas familias, que se dedicaban tiempo y espacio a ese cultivo. Una sociedad catalana juntamente con laindustria lanera de Aragón, adquiría el genero, que alcanzó su mayor esplendor en esos años finales del siglo.

La liberación se produjo en el año 1898 con la nueva Escritura Pública de renuncia de derechos y consolidación de dominio.

Nuestros ancestros celebraron sin duda, unas fiestas alegres, sintiéndose liberados de unas cargas bastantes molestas para la situación en que se vivía. Pero también entraban en la incertidumbre, coincidente cn el desastre que España perdía sus posesiones de Ultramar, como eran Cuba, Puerto Rico en el Caribe y las Filipinas en el Pacífico. Tras esta pincelada de nuestra historia pasada.

Fuente: Programa de Fiestas de Sástago 2009
Bibliografía: Historia ilustrada de España, actas del condado en la Corona de Aragón, archivo particular Vicsar.

    Artículos relacionados

    Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *