Abejares en la Mancomunidad Meandros del Ebro (16-3-1995)

A solo 5 días de entrar en primavera estación que en Bonanza climática es una explosión de vida inmediata, mostrando la orgía colorista de la floración, y produciendo a los amantes de la naturaleza ideas de hondo sosiego, de mudá y estática admiración y de inigualable alegría de libertad.

Ello nos dá ocasión para hablar hoy, no solo del hecho natural, sino de una costumbre que desde antiguo han venido practicando algunos hombres que han dedicado y dedican parte de su tiempo a la apicultura apropiándose la miel, dulce alimento que las abejas elaboran. Lógicamente esta práctica está extendida en casi todos los pueblos de España y además existen granjas productoras que la comercializan, sobre todo la renombrada miel de la Alcarria, así como algunos otros que buscando rentabilidad mueven y transportan sus colmenas a lugares que haya flor.

Programa de Radio Meandros emitido el 16 de Marzo de 1995, dirigido y coordinado por Luis A. Serrano, donde colaboraba habitualmente Víctor Sariñena.

Aclarado este concepto, sólo quiero referirme a los que han dedicado y siguen la afición, la tradición popular de establecer vasos y colmenas en los campos y montes de la Mancomunidad Meandros.

El hábitat normal de las abejas son los huecos de los árboles y otros sitios resguardados pero el apicultor las hace vivir en refugios artificiales más o menos ingeniosamente construidos En las agrupaciones de abejas hay tres clases de individuos; machos o zánganos, hembra o reina y obreras, que son hembras imperfectas que no ponen huevos.

En una colmena hay regularmente una sola hembra y varios miles de obreras y en primavera hay algunos zánganos. Las obreras son las únicas abejas que vemos ordinariamente revoloteando. Realizan todos los trabajos, salen a buscar el alimento elaborar la miel y cera, cuidan las larvas, hacen los panales, limpian y arregla la colmena, la defienden de intrusos y exterminan a los zánganos cuando ya son inútiles.

Dentro de la colmena las obreras hacen varios panales que son unos tabiques dispuestos verticalmente con celdillas por ambas caras. Dichas celdillas tienen forma de prisma hexagonal y están dispuestas con suma regularidad.

La cera la segregan por varios sitios del lado inferior del abdomen, con las patitas posteriores la llevan a la boca y en ella la mascan y mezclan con un líquido que hace que la cera se vuelva blanda y sirva para construir el panal. Estas trabajadoras suelen economizar la cera para evitar consumir demasiado de sus provisiones de miel.

En las colmenas modernas el hombre ayuda a la economía de cera poniéndoles unas laminitas artificiales que son como panales a medio hacer y otros que ya sirvieron a otras abejas y de los que previamente han sacado la miel por centrifugación.

No solo es la cera el único material con que trabajan las abejas en la construcción de su vivienda para reforzar los cantos de las celdillas o rendijas emplean el propóleos que es una sustancia resinosa que recogen de las yemas de los chopos y otros árboles.

En las celdillas ordinarias de los panales las abejas almacenan miel y polen y también en ellas se desarrollan las larvas y ninfas de obreras. Otras celdillas algo mayores para el desarrollo de las larvas y ninfas de los zánganos y, por último, existe un pequeño número de celdillas más grandes, de forma especial para las larvas y ninfas que se han de convertir en reinas.

Las obreras nacen a millares, zánganos mucho menos y reinas poquísimas. Poco antes de nacer una reina nueva la reina vieja suele abandonar la colmena acompañada de varios millares de obreras constituyendo entre todas lo que se llama un enjambre. Suelen volar hacia otro lugar buscando otro asentamiento.

Cuando nace más de una reina, entablan una lucha a muerte hasta que sólo uno una queda viva. También hay lucha entre reina nueva y la vieja si está no se ha ido a tiempo. Otro hecho curioso en las abejas es que las obreras expulsan y matan a los zánganos en otoño cuando ya han representado su papel.

Las obreras y la reina pasan el invierno dentro de la colmena y por esto no se las ve durante esta época del año.

EL AUDIO COMPLETO INCLUYE

  • Crónica Víctor Sariñena.- 5,30 min.
  • Charla de Víctor Sariñena con Luis A. Serrano.- 11 min.

ESCUCHAR AUDIO

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *